Esta web utiliza cookies para medir estadísticas. Si continuas navegando estás aceptándola.

Naming

El nombre de tu marca debe reflejar el posicionamiento, valores y universo de la misma.

Crear un nombre de marca no es una decisión fácil. Por ello, en linkealia realizamos un trabajo estratégico-creativo que comprende el análisis competitivo, el estudio de las audiencias, los valores corporativos o de la marca comercial y la categoría donde operará la marca, entre otros.  El nombre está presente en el 100 % de las situaciones donde se expresa tu marca. Porque no hay marca sin nombre.

Además, es capaz de llegar donde no llega el logo. La identidad visual de una marca, su logotipo y aplicaciones, es muy importante pero no se puede ver en la radio, en los podcasts o en las cuñas que un presentador puede realizar en radio o TV... No existiría boca a oreja sin nombre de marca. Y eso es imposible realizarlo con un logotipo.

10 Principios básicos del Naming

Cumpliendo en la medida de lo posible con estos 10 puntos conseguímos definir el nombre perfecto para tu marca.

Contáctanos

01. Debe ser coherente con la arquitectura de marcas de la compañía.

02. Un buen nombre debe saber trasmitir y sintetizar una historia.

03. Tiene que ser distintivo, diferenciado y único.

04. Un naming ha ser atemporal y adaptable al crecimiento o extensión de la compañía.

05. Un nombre debe ser evocador y sugerente. Que permita la fácil asociación a los valores de la marca.

06. Debe ser notorio y fácil de recordar.

07. Tiene que generar credibilidad. Tanto en su categoría actual como en futuras extensiones.

08. Un nombre de marca tiene que ser fácil de leer y pronunciar.

09. Tiene que ser registrable. Es importante explorar la viabilidad legal del nombre.

10. Debe estudiar y evitar posibles asociaciones y connotaciones negativas.

El nombre de tu marca debe representar una historia única, beneficiosa y sostenible.

Podemos hacer algo grande juntos

¿Empezamos con el nombre de tu marca?

Lo último en nuestro blog

El retail branding en la era digital